Ella Estaba En Una Vida Antigua – Muchas Vidas Muchos Maestros Capitulo 5 Parte 1

Ella Estaba En Una Vida Antigua
Muchas Vidas Muchos Maestros Capitulo 5 Parte 1

Conozca sus vidas pasadas con la ayuda del Dr. Bonomi: vidaspasadas.drbonomi.com

Todavía estábamos en medio de la sesión. Catherine puso fin a su descanso y empezó
a hablar de ciertas estatuas verdes que había frente al templo. Salí de mi ensueño para
escuchar. Ella estaba en una vida antigua, en algún lugar de Asia pero yo continuaba
con los Maestros. «Increíble —me dije—. Está hablando de vidas anteriores, de
reencarnaciones; sin embargo, comparado con el hecho de recibir mensajes de los
Maestros, eso es casi decepcionante.» Pero comenzaba a comprender que ella
necesitaba pasar por una vida antes de abandonar su cuerpo y alcanzar el estado
intermedio. No podía llegar a él directamente. Y sólo allí se ponía en contacto con los
Maestros.
—Las estatuas verdes están frente a un gran templo —susurró suavemente—. Un
edificio con pináculos y bolas marrones. Delante hay diecisiete escalones; después de
subirlos, una habitación. Arde el incienso. Nadie calza zapatos. Todos llevan la cabeza
rapada. Tienen los ojos oscuros y la cara redonda. Son de piel oscura. Allí estoy yo. Me
he lastimado el pie y voy a buscar ayuda. Lo tengo hinchado y no puedo pisar. Me he
clavado algo. Me ponen unas hojas en el pie… hojas extrañas… ¿Tanis? (El tanino o
ácido tánico, que se presenta naturalmente en las raíces, los frutos, la madera, la
corteza y las hojas de muchas plantas, se usa como medicamento desde antiguo, por
sus propiedades estípticas o astringentes.) Antes me han limpiado el pie. Esto es un rito
ante los dioses. En el pie tengo algún veneno. Se me ha hinchado la rodilla. La pierna
está pesada, con vetas. (¿Envenenamiento de la sangre?) Me hacen una incisión en el
pie y me ponen algo muy caliente.
Catherine se retorcía de dolor. También daba arcadas por alguna poción horriblemente
amarga que le habían dado a beber. La poción estaba hecha con hojas amarillas. Se
curó, pero los huesos del pie y la pierna jamás volvieron a ser como antes. La hice
avanzar en el tiempo. Sólo veía una existencia desolada afligida debido a la pobreza.
Vivía con su familia en una choza pequeña, de una sola habitación, sin mesa. Comían
una especie de arroz, como cereal, pero siempre tenían hambre. Envejeció
rápidamente, sin escapar nunca a la pobreza ni al hambre, y murió. Esperé, pero me
daba cuenta de que ella estaba exhausta. Sin embargo, antes de que pudiera
34
despertarla me dijo que Robert Jarrod necesitaba de mi ayuda. Yo no tenía ninguna
idea de quién era Robert Jarrod ni de cómo ayudarlo. No hubo más.
Al despertar del trance, Catherine volvió a recordar muchos detalles de su vida pasada.
En cambio, nada sabía de las experiencias posteriores a la muerte, de los estados
intermedios, de los Maestros ni del increíble conocimiento que había revelado. Le hice
una pregunta:
—Catherine, ¿qué significa para ti la palabra «Maestros» (Masters)?
¡Respondió que era un torneo de golf!
Ahora mejoraba rápidamente, pero aún tenía dificultades para integrar el concepto de
reencarnación en su teología. Por lo tanto, decidí no hablarle aún sobre los Maestros.
Además, no sabía muy bien cómo darle la noticia de que era una médium
increíblemente talentosa que canalizaba maravillosos y trascendentales conocimientos
de los Espíritus Maestros.
Catherine se avino a que mi esposa asistiera a la sesión siguiente. Carole es asistente
social psiquiátrica, bien preparada y capaz; yo quería saber su opinión sobre esos
hechos increíbles. Cuando se enteró de lo que Catherine había dicho sobre mi padre y
Adam, nuestro hijo, se mostró muy dispuesta a ayudar. Yo no tenía dificultades para
tomar notas de cada palabra susurrada por Catherine sobre sus vidas anteriores, pues
hablaba con gran lentitud, pero los Maestros lo hacían con más rapidez, así que decidí
grabarlo todo.
Una semana después, Catherine se presentó a la sesión siguiente. Continuaba
mejorando; sus temores y ansiedades disminuían. Su mejoría clínica era notable, pero
yo aún no estaba seguro de a qué se debía. Había recordado haber muerto ahogada
cuando era Aronda, degollada en la persona de Johan, víctima de una epidemia
transmitida por el agua como Luisa, y varios otros sucesos aterrorizantes y traumáticos.
También había experimentado o vuelto a experimentar existencias de pobreza,
servidumbre y abusos dentro de su familia. Esto último ejemplifica los pequeños
traumas cotidianos que también se adentran en nuestra psique. El recuerdo de ambos
tipos de vida podía estar contribuyendo a su mejoría. Pero existía otra posibilidad. ¿Y si
la experiencia espiritual en sí era lo que ayudaba? ¿Y si saber que la muerte no es lo
que parece contribuía a procurarle bienestar, a que disminuyeran sus temores? ¿Era
posible que todo el proceso, no sólo los recuerdos en sí, fuera parte de la cura?
35
Las habilidades psíquicas de Catherine iban en aumento; su intuición era cada vez
mayor.
Aún tenía problemas con Stuart, pero se sentía capaz de entenderse más
efectivamente con él. Le brillaban los ojos; su piel relucía.
Anunció que durante la semana había tenido un sueño extraño, pero sólo recordaba un
fragmento: había soñado que la aleta roja de un pez se le clavaba en la mano.
Se sumergió en la hipnosis con pronta facilidad y en pocos minutos alcanzó un nivel
profundo.
—Veo una especie de acantilado. Yo estoy de pie en ese acantilado, mirando hacia
abajo. Debería estar alerta a la llegada de barcos… para eso me han puesto allí… Llevo
algo azul, una especie de pantalones… pantalones cortos, con zapatos extraños…
zapatos negros… con hebillas. Los zapatos tienen hebillas; son muy extraños… Veo que
en el horizonte no hay barcos.
Catherine susurraba con voz suave. La hice avanzar en el tiempo hasta el siguiente
suceso importante de su vida.
—Estamos bebiendo cerveza, cerveza fuerte. Es muy oscura. Los bocks son gruesos.
Están viejos y se sostienen con soportes de metal. En ese lugar huele muy mal y hay
mucha gente. Es muy ruidoso. Todo el mundo habla y hace ruido.
Le pregunté si se oía llamar por su nombre.
—Christian… Me llamo Christian. —Era otra vez varón—. Estamos comiendo algún tipo
de carne y bebiendo cerveza. Es oscura y muy amarga. Se le pone sal.
No logró ver el año.
—Hablan de guerra, ¡de barcos que bloquean algunos puertos! Pero no puedo
enterarme de dónde están. Si guardaran silencio, podríamos escuchar, pero todo el
mundo habla y hace ruido.
»Hamstead… Hamstead (ortografía fonética). Es un puerto, un puerto marítimo de
Gales. Hablan inglés británico. —Se adelantó en el tiempo hasta el momento en que
Christian estaba ya a bordo de su barco—. Huelo algo, algo que se quema. Es horrible.
Madera quemada, pero también algo más. Hace escocer la nariz… Algo se incendia en
la distancia, una especie de navío, un navío de vela. ¡Estamos cargando algo! Estamos
cargando algo con pólvora.
La agitación de Catherine era visible.
36
—Es algo que tiene pólvora, muy negra. Se pega a las manos. Hay que moverse
deprisa. El barco lleva una bandera verde. Es una bandera oscura… Una bandera verde
y amarilla. Tiene una especie de corona, con tres puntas.
De pronto Catherine hizo una mueca de dolor. Sufría.
—Ah —gruñó—, ¡cómo me duele la mano, cómo me duele la mano! Tengo algo de
metal, metal caliente en la mano. ¡Me quema! ¡Ah, ah!
Recordé el fragmento de su sueño y comprendí lo de la aleta roja clavada en la mano.
Bloqueé el dolor, pero ella seguía gimiendo.
—Los espigones son de metal… El buque en donde estábamos fue destruido… por
babor. Han dominado el incendio. Han muerto muchos hombres… muchos hombres. Yo
he sobrevivido… sólo tengo la mano herida, pero cicatriza con el tiempo.
La llevé hacia delante en el tiempo y dejé que escogiera el siguiente acontecimiento de
importancia.

Audiolibros del Dr. Bonomi www.drbonomi.com/audiolibros.html Subscribase a nuestro canal y disfrute de todos nuestros audiolibros GRATIS https://www.youtube.com/user/drbonomi =============================================== Muchas Vidas Muchos Maestros Capítulo 5 Parte 1 Experiencias psiquiátricas del Dr. Brian Weiss narradas por sus pacientes en estado hipnótico, asistiendo al nacimiento de la terapia regresiva a vidas pasadas. Este video se encuentra aquí: https://youtu.be/YTcKyuAJxj8 =============================================== Muchos editores de primer nivel han impreso este libro, algunos de los cuales se muestran en las imágenes de este video. Un libro impreso en papel, puede aprovecharse más que un video, destacando los párrafos que más le interesa recordar. =============================================== Educational Purposes Only All content belongs to their respective owners Published under United States Fair Law 17 U.S.C. § 106 and 17 U.S.C. § 106A, Fair use is a limitation and exception to the exclusive right granted by copyright law to the author of a creative work. In United States copyright law, fair use is a doctrine that permits limited use of copyrighted material without acquiring permission from the rights holders. It provides for the legal, unlicensed citation or incorporation of copyrighted material. United States Copyright Act of 1976, 17 U.S.C. § 107. —- Propósitos educativos solamente. Todo el contenido pertenece a sus respectivos propietarios publicado basado en la ley deEstados Unidos17 U. S. C. § 106 y 17 U. S. C. § 106A, Fair use es una limitación y excepción al derecho exclusivo concedido por la ley de derechos de autor al autor de un trabajo creativo. En Estados Unidos la legislación de derecho de autor, uso justo y equitativo es una doctrina que permite uso limitado de material con derechos de autor sin obtener permiso de los titulares de los derechos. Se prevé la citación legal, sin licencia o la incorporación de material con derechos de autor. Ley de derechos de autor de Estados Unidos de 1976, 17 U. S. C. § 107.